lunes, febrero 25, 2008

KOSOVO, EL NUEVO CONFLICTO EUROPEO


Terminada la primera guerra mundial, el Tratado de Versalles resucitó a Polonia y configuró dos países: Yugoslavia y Checoslovaquia.

Siguiendo el trabajo de Roberto Bardini, Yugoslavia tenía siete fronteras, seis repúblicas, cinco nacionalidades, cuatro lenguas (serbia, croata, eslovena y macedonia), tres religiones (ortodoxa, católica e islámica), dos alfabetos (cirílico y latino) y un solo partido: el comunista.

Las repúblicas unidas eran Serbia, Croacia, Bosnia-Herzegovina, Montenegro, Eslovenia y Macedonia. En ellas además se encuentran doce minorías nacionales más --turcos, italianos, eslovacos, dálmatas, rumanos, albaneses, húngaros, checos y búlgaros–- que suman un diez por ciento de la población de lo que fue Yugoslavia.

De la misma manera que se compuso el puzzle se descompuso cuando en 1991, tras un sangriento conflicto de tres años que incluyó limpiezas étnicas y bombardeos de la OTAN, las seis repúblicas se convirtieron en seis microestados. Esto costó, se estima, 300.000 muertos, dos millones y medio de refugiados y 80.000 mujeres violadas. “Occidente simplemente se cruzó de brazos”, dijo el semanario Newsweek a mediados de abril de 1993.

El último acto de esta tragedia, señala el historiador, se está representando desde el 17 de febrero pasado, con la independencia de Kosovo, exprovincia serbia de dos millones de habitantes, la mayoría de origen albanés, que será tutelada por la Unión Europea (UE).

El primer reconocimientode este nuevo y unilateral micro estado fue de Estados Unidos. Le siguieron Reino Unido, Francia, Alemania, Italia y Turquía, un cóctel raro. El precio que pagará la UE por un país empobrecido que depende de la generosidad internacional será alto. Qué beneficios obtiene es lo que habría que preguntarse.


El puente polvorín de Mitrovica


Las patrullas de la OTAN ya se ven en las calles. Un puente sobre el río Íbar separa Serbia del nuevo Estado, más concretamente en el norte de Mitrovica habitado por serbios, con un sur étnicamente albanés. Los analistas venían advirtiendo que la cuestión de Mitrovica debía ser resuelta antes que el estatus final de Kosovo. En el resto del territorio, los serbios viven en enclaves desconectados de los albaneses, pero en esta ciudad donde todos comparten los servicios básicos, es donde todo podía volver a empezar.
Y no se equivocaron. Hoy el objetivo se ha reducido a conseguir una partición legal pasando por alto que en esa provincia viven el 60% de los 100.000 serbios que quedaban en lo que hoy internacionalmente ya es Kosovo. "Mitrovica es nuestra casa. Jamás nos expulsarán", dicen los afectados. Las tropas de la OTAN se han tenido que retirar al sur por razones de seguridad. Vandalismo, incendios, alarma general son los primeros resultados de la nueva frontera.

Nebojsa Jovic, mano derecha del líder radical de Mitrovica del Norte, Marko Jaksic, denunció: "Reconocemos la Resolución 1.244 del Consejo de Seguridad de 1999. Solo cooperaremos con las instituciones que respeten la legalidad, y la UE no es una de ellas". Añadía: "Trato de mantener la calma, pero si nos atacan será necesaria la intervención serbia".

Ramón Lobo - El País 24/2/8- describe la situación así: "Nada aparentemente ha cambiado en el Kosovo mayoritariamente albanés. Tras tres noches de farra, los kosovares han despertado del sueño en el mismo lugar donde se encontraban: un país pobre, sin infraestructuras, ahogado por la corrupción y el crimen organizado, que apenas produce nada, excepto algún que otro mineral contaminante y con una tasa de desempleo juvenil próxima al 70%"

Advierte Bardini que el nuevo presidente, Ibrahim Rugova, y el primer ministro, Hashim Thaci, fueron miembros de la organización terrorista Ejército de Liberación de Kosovo (ELK), protagonista de las mayores atrocidades en aquellos tres negros años llamados de crisis en los Balcanes, ádemás de estar vinculada a Al Qaeda y al Grupo Drenica, una mafia dedicada al tráfico de armas, drogas, prostitutas y automóviles robados. Pero este detalle, añade, parece haber pasado desapercibido para la Unión Europea que ya ha enviado a 2.000 policías, administradores civiles, juristas, guardias fronterizos y agentes de aduana, a un costo de 205 millones de euros para los próximos 18 meses.

Nadie, hasta el momento, ha recordado la violación como arma de guerra que sufrieron las mujeres kosovares.

11 comentarios:

Pilar M Clares dijo...

RECHAZO DE RUSIA A LA INDEPENDENCIA DE KOSOVO

El candidato oficialista a la presidencia del país, Dimitri Medvedev, el hombre elegido por el actual presidente, Vladímir Putin, para sucederle --¡¡¡OTRO!!!-- ha aprovechado una visita de las máximas autoridades serbias, su presidente y su primer ministro, para reafirmarse en su posición de apoyo a la integridad territorial serbia, que debe incluir a Kosovo. Además, ha anunciado que ayudará a Belgrado a salir de esta complicada situación


"Asumimos que Serbia es un solo estado cuya jurisdicción se extiende por todo su territorio [que incluye a Kosovo]. Seguimos fieles a esa idea", ha dicho Medvedev tras reunirse con el presidente serbio, Boris Tadic, y su primer ministro, Vojislav Kostunica, que han viajado a Moscú para firmar un acuerdo energético (???) con el Gobierno ruso.

Rusia ha sido el más importante apoyo serbio contra la independencia de Kosovo, declarada unilateralmente por el Parlamento de Pristina el pasado 17 de febrero.

¿Estamos necesitados de una nueva guerra fría?

Desesperación!

Azul dijo...

No la necesitamos, pero siempre estamos dispuestos a crear necesidades en pos de un interes político y económico sin duda Pilar....

Un abrazo!

Isabel Romana dijo...

El uso de la violación de mujeres como arma de guerra es antiguo y persistente. Es una de las armas más repugnantes e inmorales, porque tiene la doble finalidad de desmoralizar a la sociedad, desmoralizar a las mujeres y provocar que sufran, además, el rechazo de los suyos e incluso lleguen a odiarse a sí mismas o a los hijos fruto de esa violencia. Frente a esto, sólo cabe el rechazo más absoluto. Besos, querida amiga.

Hôichi dijo...

una estupidez como una casa, que se cobra un peligroso precedente,y todo ello por capricho de unos cuantos, que piensan que en esa región se puede jugar al corro de la patata

Mari dijo...

la violación a quier ser humano, hombre o mujer, es una de las mas terribles armas de guerra. las huella que puede dejar un asalto sexual son de las que nunca se borran y atacan la disgnidad mas primaria del hombre. este tema, y lo sabes Pili, es un tema que hay que tocar abiertamente y sabes que puedes contar conmigo para ello.

Pilar M Clares dijo...

No tengo palabras para este tema, este corro -como dice hoichi tan claro-en el que juega la otan con los coroneles sanguinarios que han permitido convertir a Kosovo, con independencia o sin ella, en uno de los centros de prostitución y tráfico de mujeres de Europa. SU independecia me la paso por el forro.

Esta cuestión política, esta nueva feria de armamento, no soluciona nada el bienestar, la vida de los y las kosovares.

¿Qué derechos adquiere´la población empobrecida y sometida a las imposiciones de unos y otros?

Añado una noticia:
El coronel español Juan Montenegro --bonito apellido para el tema-- Álvarez de Tejera, de 48 años--ha asumido la jefatura operativa de la Fuerza de la OTAN en Kosovo (Kfor), una responsabilidad que ejercerá durante un año y que inicia bajo la difícil situación creada tras la declaración de independencia de esta provincia serbia.
Lo ascendieron a coronel hace unos días, esta será su práctica, digo yo.

Montenegro será el responsable de emitir las órdenes operativas diarias y el encargado de la coordinación y dirección de las operaciones aéreas aliadas. Es el "número dos" del teniente general francés Xabier de Marnhac, actual comandante.

Asco.

Yo, como tú, no tengo esas necesidades Azul. ¿Quién las tiene? Quiero otro mundo.

Somos la mitad de la población, y seguimos siendo de segunda, Isabel. Tomo en cuenta lo que me dices, gracias, Mari

Gustazo veros. Besos.

Andre Rizzi recoge el análisis del Centro de estudios Real Instituto El Cano dijo...

Es indiscutible que, jurídicamente, Kosovo era una provincia. Pero, ¿por qué lo era? Porque los kosovares eran ciudadanos de segunda en Yugoslavia", razona Molina, del Instituto Elcano. "Por cohesión étnica, religiosa, cultural y territorial tenían probablemente tanto o más derecho a ser una república que las otras. Pero, por una vejación política, no se les otorgó el status e incluso Milosevic le arrebató la autonomía limitada que tenía Kosovo en los ochenta. Por ello, ahora, son jurídicamente un caso distinto a los demás. Yo no desprecio el valor del derecho de la antigua Yugoslavia o de la antigua URSS, pero tampoco puedo magnificarlo". La dicotomía política-derecho se esfuma.

Es difícil aceptar que Kosovo pueda y, por ejemplo, el Sáhara Occidental, no, cuando éste tiene una base legal prácticamente impecable para ser independiente, mucho más sólida que la kosovar", reflexiona Molina. Difícil de aceptar: los Estados nacen o no dependiendo de quién lo quiera. El derecho, si puede, que acompañe.

Así, Namibia nació en 1990 separándose de Suráfrica. Eritrea logró su reconocimiento en 1993. Antes, en 1971, Bangladesh proclamó su independencia de Pakistán, y también acabó siendo reconocido. Taiwán en cambio queda en su limbo, como la república de Somalilandia y la de Chipre Norte.

http://www.elpais.com/articulo/internacional/legalidad/internacional/tropieza/vez/elpepiint/20080226elpepiint_5/Tes

Pedro M dijo...

Se quejaba Carlos Taibo en elPaís de hace unos días de algo que parece tiene razón, de la proiliferación de comentaristas en las últimas semanas sobre Kosovo que no tienen en cuenta la primacía a las leyes de los Estados y que precisamente vistos desde éstos,se tiende a rechazar la autodeterminación por sistema, olvidando también el cómo y los daños derivados de los estados que aceptan y de los que nacen.


Recuerda la incoherencia de que la Autoridad Nacional Palestina no pueda acometer una declaración de independencia en la primacía otorgada a las leyes de un Estado, Israel, y ello por mucho que conste que éste es el ocupante ilegal de los territorios en los que se cimentaría un imaginable Estado palestino.

En el fondo, dice, hablan de Kosovo pensando en lo que podría ocurrirnos a nosotros.

Me parece interesante

Equinoxe dijo...

El ambiente se sentía raro desde el Viernes 15, sí, qué curioso, no sabía que había estallado una nueva guerra.
Pero por más que me lo pienso, reviso mapas de recursos, de locación, todo, no logro desentrañar qué se esconde detrás de esta movida tan rara.
Súper extraño...

Pilar M Clares dijo...

De pronto, pienso en Chipre y en el País Vasco, por ejemplo, Pedro. Muy intersante lo que dices, el debate lo plantea el Real El Cano, atento a la política internacional, que no hay dios que la entienda. En estos casos solo puedo estar atenta a lo que ya ha sucedido, porque valorar un proceso histórico mientras sucede es muy difícil. A ver si canichu entrara, seguro que tiene que decir.

¿Qué pasó el viernes que no viniste a la reunión pirotécnica? No veas que buena la feria de armamento, y qué buenos precios.

Asquillo.

Mil besos a los dos.

la prensa 19-3-2008 dijo...

Bulgaria, Hungría y Croacia serán los primeros países limítrofes con Serbia que reconocen la independencia de Kosovo, proclamada de forma unilateral por el Parlamento kosovar el pasado 17 de febrero. Las tres capitales lo han anunciado hoy en un documento. Hungría ya ha oficializado el reconocimiento, según ha informado la secretaria de Estado de Exteriores, Marta Fekszi.